Moa Kärnstrand y Tobias Andersson Akerblom, los periodistas escribioeron el libro Modeslavar (Esclavos de la Moda) denunciando el sistema de producción esclavista

Moa Kärnstrand y Tobias Andersson Akerblom, los periodistas escribioeron el libro Modeslavar (Esclavos de la Moda) denunciando el sistema de producción esclavista

Un nuevo libro de inminente publicación denuncia a dos proveedores de H&M en Myanmar, que emplea a jóvenes sin haber cumplido la mayoría de edad (entre 14 y 17 años) la distribución de moda asegura que ha tomado medidas contra sus dos fábricas tras libro nuevo en Suecia hace temer acerca de las condiciones de trabajo en el país. El gigante textil H&M ya ha a anunciado que tomará medidas contra las fábricas.

El libro se llama Modeslavar (Esclavos de la Moda) y ha sido realizado por dos periodistas de investigación, Moa Kärnstrand y Tobias Andersson Akerblom que han viajado a Myanmar (antigua Birmania) para recoger testimonios de personas que aseguran fabricar prendas para H&M bajo condiciones infrahumanas.

Tapa del libro Modeslavar (Esclavos de la Moda)

Tapa del libro Modeslavar (Esclavos de la Moda)

Los cronistas recogen testimonios de personas que, sin haber cumplido la mayoría de edad (entre 14 y 17 años) aseguran trabajar en fábricas que proveen a la compañía sueca. Su horario laboral, se extiende por más de 14 horas, acabando aproximadamente a las 10 de la noche. Y está retribuido con el salario mínimo en el país: 3.600 kyat (algo más de dos euros) por una jornada laboral de 8 horas, lo que lo sitúa como una de las naciones con los sueldos más bajos del mundo.

Una niña trabajarndo en una fábrica de Myanmar

Una niña trabajarndo en una fábrica de Myanmar

Se trata de dos fábricas, ambas en la capital Yangon: Myanmar Century Liaoyuan Knitted Wear y Myanmar Garment Wedge, que ya están siendo investigadas por la compañía, que considera “inaceptables” estas condiciones laborales según ha asegurado a The Guardian.

En respuesta a la repercusión que está empezando a tener el libro, H&M anunció que había tomado medidas con las dos fábricas. Sin embargo, ha precisado que “si una persona entre 14 y 18 años trabaja no supone que sea un caso de trabajo infantil, según las leyes laborales internacionales.

La OIT (Organización Internacional del Trabajo) señala la importancia de no excluir a este grupo etáreo del trabajo en Myanmar. Sin embargo, H&M ha señalado que no tolera el trabajo infantil de ninguna manera”.

————————————————————————————————————————————

Para comunicarse con Comunidad Textil: contacto@comunidadtextil.com