Los consumidores de Europa occidental eligen cada vez más comprar indumentaria que, en su proceso de producción, respeta los derechos de los trabajadores y protege al medio ambiente. Sin embargo, el precio sigue siendo una preocupación determinante.

Un estudio realizado por Oxfam, una importante confederación de organizaciones no gubernamentales (ONGs), concluyó que actualmente el público ejerce presión a favor de conductas éticas.

Rachel Wilshaw, gerente de comercio ético de Oxfam.

Oxfam también encontró que el precio es decisivo a la hora de elegir qué comprar, por lo cual las empresas se enfrentan al dilema de producir barato o invertir en procesos éticos. “Las marcas nos dicen que no se puede confiar en los consumidores porque dicen una cosa, pero luego se comportan de otra forma”, afirmó Rachel Wilshaw, gerenta de Comercio Ético de Oxfam.

La directiva dijo que “las personas continúan estando muy atentas a los precios, pero si las marcas pueden encontrar la forma de ofrecer un buen producto a un buen precio -y ser transparentes- estoy segura de que eso será más importante en el futuro”.

El estudio fue realizado con 5.000 personas de Gran Bretaña, Alemania, Italia, Francia y España. Las preguntas se concentraron en la transparencia y la sostenibilidad en la moda.

El 80% de los participantes dijeron que las marcas deberían publicar los nombres de todas las fábricas donde producen indumentaria y el 77% afirmó que deben presentar la lista de todos sus proveedores.

Un tercio consideró que es importante que las empresas compartan el detalle de los salarios y condiciones de trabajo de su cadena de suministro, y el 72% cree que esto debería ser un requisito legal.
—————————————————
Fashion Network / Comunidad Textil

————————————————————————————————————————————

Para comunicarse con ComunidadTextil: contacto@comunidadtextil.com